El Bisfenol A la puede liar PDF Imprimir E-mail
NOTICIAS Triplannet.com
Escrito por NOTICIAS Triplannet.com   
Un recién nacido toma su ración diaria en un biberónEl mundo del plástico nos rodea, es algo innegable sobre todo en occidente. Sin embargo no conocemos mucho sobre los efectos que tanto compuesto puede tener en nuestras vidas. Un estudio sobre uno de sus compuestos el bisfenol A (BPA, un elaborado químico se usa para fabricar plásticos y revestimientos) ha producido unos resultados que producen como poco estupor, en lo que a la salud humana se refiere.

El supuesto problema de esta sustancia no es pequeño: podría alterar el equilibrio hormonal del cuerpo, ya que nuestro organismo lo confunde con nuestros estrógenos naturales, pudiendo afectar a la fertilidad y crear incluso anormalidades en el desarrollo de los fetos...

Esto no significa que dejemos de usarlos, pero sí que intentemos evitar ciertas costumbres muy comunes para disminuir el riesgo de exposición al bisfenol. Por ahora, los expertos han elaborado una carta destinada a la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA) para que se tomen medidas en torno al uso de esta sustancia química, con el argumento de que puede causar diversos problemas de salud. Mientras los responsables toman las medidas, les explicamos algunos consejos prácticos:

No reutilizar botellas de agua. Ya que cuanto más se usa y sobre todo cuanto más expuesto está a temperaturas altas, más se degrada, de modo que las sustancias tóxicas que lo componen se van filtrando poco a poco al agua.

No calentar comida en las conocidas fiambreras. Puede que podamos hacerlo si son de muy buena calidad. Pero para evitar riesgos, es mejor no calentar nuestra comida en el microondas dentro de una tartera. Las razones son las mismas que con las botellas, el calor acelera el traspaso de sustancias.

Cuidado con el recubrimiento de las latas. Tanto las latas de bebida como las de comida, tienen una fina capa de recubrimiento plástico en el interior (para evitar que el aluminio se degrade) y es muy fácil que sin querer acabe en nuestra comida o bebida al manipular la lata. Por eso es mejor no raspar las latas con tenedores.

Usar más el vidrio y el acero inoxidable. Los envases de toda la vida son los más seguros, por algo han estado presentes en nuestras cocinas toda la vida. Son resistentes al calor, no desprenden sustancias, duran una eternidad y no dejan un sabor extraño en las bebidas o comidas.

Comentarios (0)Add Comment
Escribir comentario
 
 
corto | largo
 

busy